El pasado domingo 19 de abril se estrenó en Estados Unidos el documental “The Last Danc”, el cual relatará anécdotas y vivencias nunca antes contadas acerca de Michael Jordan, la dinastía que construyó en los Chicago Bulls y el final de una época dorada. Exjugadores de la selección nacional de Venezuela y de Cocodrilos de Caracas aprovecharon la ocasión para hablar acerca de la diferencia que marcó “su majestad” en el baloncesto.

El actual coach del equipo saurio, Nelson “Kako” Solórzano, no escatimó en su descripción de Michael Jordan. “Me impactó de Jordan la manera de finalizar sus jugadas, cuando pensabas que habías visto algo espectacular hacia otra acción increíble. Sencillamente estaba por encima de todos”.Michael cambió significativamente la NBA, una liga que es muy difícil de alcanzar y él logró transformarla. Los equipos le temían, pararlo era casi imposible porque anotaba por todos los costados de la cancha”, aseveró Carl Herrera.

Herrera no solo tuvo la oportunidad de enfrentarlo estando con la selección nacional, sino también durante su prolongado pasaje por la NBA. Posteriormente Herrera jugaría par de temporadas (2001 y 2002) con el conjunto de la Cota 905.

Compartir tabloncillo con el mejor jugador de la NBA fue algo realmente impresionante. Su talento, destreza, elegancia y capacidad para hacer el juego más vistoso es admirable”, añadió David Díaz, quien fue el Jugador Más Valioso de la final de la LPB 1992, cuando Cocodrilos alzó su primer título.

“Air” Jordan en Caracas

La ciudad capital tuvo el placer de presenciar al considerado mejor jugador de todos los tiempos antes de que debutase en la NBA. Para los Juegos Panamericanos de 1983, Michael Jordan fue el líder de la camada con la que Estados Unidos compitió en el torneo.

Por supuesto, los estadounidenses se colgaron la medalla de oro después de barrer en los ocho partidos que jugaron. Jordan fue partícipe de cada uno de los encuentros, y promedió 17.3 ppj.

Para ese entonces, el “23” apenas tenía 20 años. Un año antes de visitar Caracas, había anotado la cesta ganadora para quedarse con el Campeonato Nacional de la NCAA con la Universidad de North Carolina.

Meses después de los Juegos Panamericanos sería tomado en el Draft de 1984 por los Bulls. Y el resto es historia.

Héroes de Portland

La segunda vez que Michael Jordan se vio las caras contra Venezuela fue en la final del torneo Preolímpico de 1992. Él llegaba como bicampeón de la NBA y según Rostin González, clave como jugador/gerente en cinco de los seis títulos de Cocodrilos de Caracas, a pesar del cúmulo de estrellas de aquel «Dream Team», Jordan era indudablemente el líder.

En Portland, el «Dream Team« creaba una atmósfera descomunal, era un súper equipo, todo el elenco marcaba la pauta, hasta el entrenador. Pero… Jordan acaparaba mayor atención, era la figura del momento.En aquella final, en la que Estados Unidos venció a Venezuela 127-80, Jordan solo anotó siete puntos. No obstante, su sola presencia dejó huella en los jugadores venezolanos. “Una experiencia sin igual haber tenido la oportunidad de enfrentar a la persona que admiraba y admiro. Algo inefable”, señaló Víctor David Díaz. Díaz, hombre récord del baloncesto venezolano, jugó cinco temporadas con el conjunto capitalino, y ganó el título en 2008.

La miniserie constará de 10 episodios de poco menos de una hora de duración. Cada semana saldrán 2 episodios al aire. Por lo tanto, esta travesía se prolongará más de un mes. En Venezuela está disponible en la plataforma Netflix.